Menú

Revalua

Otro sitio más

Tipos de esturión, tipos de caviar

El común de los mortales nunca ha probado el caviar. Han oído hablar de él, que es muy caro y que lo toman los ricos en los yates acompañado de champán, pero poco más. Muchas empresas especializadas en productos gourmet se han marcado como objetivo acercar sus productos al gran público, eliminando las barreras que a veces existen, sobre todo por desconocimiento.

El caviar no es un producto tan caro como creemos. Es cierto que existen Variedades de caviar con precios prohibitivos, pero también tenemos a nuestra disposición otros tipos más asequibles… y riquísimos.

Una cosa que hay que aclarar antes de nada es que el caviar también da nombre a las huevas de otros peces que no son el esturión: huevas de salmón, de trucha, etc. Nosotros nos vamos a centrar en las huevas de esturión, las más populares.

Todo el mundo conoce el caviar beluga, que es el que procede del esturión homónimo. Es una de las variedades de caviar más famosas… y más caras. El beluga es originario de zonas como el mar Caspio y el mar Negro. Los productores más famosos de caviar beluga están en Rusia e Irán. Por suerte, existen muchos más tipos de caviar, porque si no, lo tendríamos muy difícil para probar este manjar, ya que los esturiones de esa zona están en peligro de extinción.

¿Y el esturión blanco? Al otro lado del Atlántico también existen otras especies de la familia del esturión. Estados Unidos, por ejemplo, se ha convertido en uno de los líderes en la explotación del esturión blanco en entornos protegidos con el objetivo de mantener la producción de caviar sin afectar a las especies en peligro de extinción.

El caviar procedente del esturión blanco, o directamente conocido como ‘caviar blanco’, tiene una alta calidad, pero no alcanza los exorbitantes precios del beluga. De hecho, por textura y sabor lo comparan con el Osetra, otra de las variedades clásicas vinculadas a la zona del Caspio. El toque a nuez y el tono dorado hacen del Osetra otra de las variedades más demandadas del planeta. Y no nos podemos olvidar de sevruga, procedente del esturión estrellado.